EVANGELIO MIERCOLES 21 DE AGOSTO 2013

Lectura del Santo Evangelio según San Mateo 19,30.20,1-16.
Muchos de los primeros serán los últimos, y muchos de los últimos serán los primeros.
Porque el Reino de los Cielos se parece a un propietario que salió muy de madrugada a contratar obreros para trabajar en su viña.
Trató con ellos un denario por día y los envío a su viña.
Volvió a salir a media mañana y, al ver a otros desocupados en la plaza,
les dijo: ‘Vayan ustedes también a mi viña y les pagaré lo que sea justo’.
Y ellos fueron. Volvió a salir al mediodía y a media tarde, e hizo lo mismo.
Al caer la tarde salió de nuevo y, encontrando todavía a otros, les dijo: ‘¿Cómo se han quedado todo el día aquí, sin hacer nada?’.
Ellos les respondieron: ‘Nadie nos ha contratado’. Entonces les dijo: ‘Vayan también ustedes a mi viña’.
Al terminar el día, el propietario llamó a su mayordomo y le dijo: ‘Llama a los obreros y págales el jornal, comenzando por los últimos y terminando por los primeros’.
Fueron entonces los que habían llegado al caer la tarde y recibieron cada uno un denario.
Llegaron después los primeros, creyendo que iban a recibir algo más, pero recibieron igualmente un denario.
Y al recibirlo, protestaban contra el propietario,
diciendo: ‘Estos últimos trabajaron nada más que una hora, y tú les das lo mismo que a nosotros, que hemos soportado el peso del trabajo y el calor durante toda la jornada’.
El propietario respondió a uno de ellos: ‘Amigo, no soy injusto contigo, ¿acaso no habíamos tratado en un denario?
Toma lo que es tuyo y vete. Quiero dar a este que llega último lo mismo que a ti.
¿No tengo derecho a disponer de mis bienes como me parece? ¿Por qué tomas a mal que yo sea bueno?’.
Así, los últimos serán los primeros y los primeros serán los últimos”.

Palabra del Señor

———————-

Este evangelio tan maliciosamente tergiversado en algunas ocasiones, otras tantas es malinterpretado por desconocimiento y por dejarse llevar por nuestras intuiciones en lugar de por el magisterio de nuestra Santa Madre la Iglesia.

Este evangelio no es otra cosa que una descripción de nuestra vida condensada en un día de trabajo.

El Señor, nos va llamando a la conversión desde nuestro nacimiento, el inicio del día de la historia. Unos le contestan afirmativamente en un primer momento y trabajan para Él toda su vida, otros le encuentran en la mitad de sus vidas y dejando su vida anterior le siguen y le sirven, y otros, aunque son los menos, en el último momento logran una contrición perfecta y aunque por poco tiempo, también sirven al Señor.

¿Qué sucederá en el momento de la paga, es decir, en el Tribunal de Cristo cuando dicte sentencia? Pues que recibirán lo que Cristo les prometió, la vida eterna.

Y muchos dirán, “¡No es justo! ¡Porque los primeros trabajaron más!” Sin embargo no se dan cuenta de un detalle: uno nunca sabe cuando le tocará presentarse ante Dios a rendir cuentas de su vida. Puede ser dentro de 20 años, 10 años, 1 año, 1 semana, un día, una hora, o el segundo siguiente a leer esto, y ¿qué sucederá si te encuentra ocioso dedicado a servirte a ti mismo en lugar de a Dios?

Cuanto más se posponga una conversión más difícil será que se realice, pues el lazo que te une con el pecado será mayor y la contrición será más imperfecta. Se requiere por tanto un esfuerzo mucho mayor para poder vencer todo lo que impide un arrepentimiento total y sincero y una decisión firme de cambiar de vida.

Pero no solo eso, ¿y si nos topamos con el fin antes de lo que pensábamos? Las conversiones en el lecho de muerte no son imposibles, pero es muy difícil el que se lleven a cabo. La razón es que la debilidad y la agonía propia de los momentos previos a la muerte impide la lucidez y la fortaleza necesarias para dar un paso así.

¿Seríamos capaces de jugarnos la vida en un cara o cruz? Solo un loco sería capaz de hacer algo así, ¡Cuánto más la eternidad!

Por tanto, no nos desanimemos. Este evangelio es esperanzador para todos aquellos que tuvimos vida pasada llena de pecados. Lo importante no es el pasado, es el presente, y Cristo nos quiere para Él, para trabajar por su Reino.

Por tanto, si ya has dado el primer paso en el seguimiento de Cristo, no pierdas la esperanza. Únicamente debes esforzarte en su seguimiento y perseverar hasta el fin.

Y si todavía vives una vida llena de pecado, no dejes tu conversión para mañana porque tal vez no exista ese mañana y te topes tras la muerte con lo que no deseas.

El Señor nos llama constantemente, pero somos nosotros los que debemos responderle.

Que seamos capaces de dar un Sí sincero al modo de la Santísima Virgen. Ese Sí total y absoluto que cambió la historia de la humanidad para siempre.

Anuncios

  • Espada del espíritu
  • RSS DEFENSA DE LA FE

    • LOS CATÓLICOS Y EL HALLOWEEN
      LOS CATÓLICOS Y EL HALLOWEEN Ante todos estos elementos que componen hoy el Halloween, vale la pena reflexionar y hacerse las siguientes preguntas: ¿Es que, con tal que se diviertan, podemos aceptar que los niños al visitar las casas de los vecinos, exijan dulces a cambio de no hacerles un daño (estropear muros, romper huevos […]
  • RSS MEDITACIONES MARIANAS

    • EL SECRETO ADMIRABLE DEL SANTO ROSARIO (24) – QUINTA DECENA – Rosa 42
      Quinta Decena:  De cómo debe rezarse el Rosario.   42a Rosa 119 Para rezar bien no basta expresar nuestra súplica con la más hermosa de las oraciones, que es el Rosario. Es preciso también hacerlo con gran atención. Porque Dios oye más la oración del corazón que la de los labios. Orar a Dios con […]
  • Todos los Santos
  • RSS SANTO DEL DIA

    • SAN SILVESTRE I, PAPA
      SAN SILVESTRE I, PAPA Vivió en una época de tan grande trascendencia histórica que, inevitablemente surgieron en torno suyo diversas leyendas y anécdotas sensacionales, como las que figuran en la obra «Vita beati Silvestri», pero sin valor como datos para los registros de la historia. En cambio, el Liber Pontificalis hace constar que era el […]
  • Sagrada Biblia
  • RSS EVANGELIO DEL DÍA

    • LECTURAS Y EVANGELIO MIERCOLES 31 DE DICIEMBRE 2014
      Lectura de la Primera Carta del Apóstol San Juan 2,18-21.  Hijos míos, ha llegado la última hora. Ustedes oyeron decir que vendría el Anticristo; en realidad, ya han aparecido muchos anticristos, y por eso sabemos que ha llegado la última hora.  Ellos salieron de entre nosotros, sin embargo, no eran de los nuestros. Si lo hubieran […]
  • DEVOCIONARIO
  • RSS DEVOCIONARIO

    • TE DEUM – INDULGENCIA PLENARIA 1 DE ENERO
      Originalmente publicado en Cruzada por Cristo: TE DEUM – INDULGENCIA PLENARIA 1 DE ENERO Se trata de un himno de alabanza compuesto en latín a comienzos del siglo V y atribuido a Nicetas de Remesiana y a San Ambrosio de Milán. Desde el siglo VI forma parte del Oficio Divino. La recitación del himno “Te…
  • TESTIMONIOS
  • RSS TESTIMONIOS

    • TESTIMONIO – Caí en falta, ahora asumo lo ocurrido.
      “Caí en falta, ahora asumo lo ocurrido y espero no perder lo más sagrado que es la salvación eterna.” “Desde que estabas en el seno materno, yo te llamé y te escogí para…” Dios sin merecerlo se ha fijado en mi y despues de años de ires y venires, arriesgando por Él me llamó a […]