EVANGELIO JUEVES 16 DE MAYO 2013

Lectura del Santo Evangelio según San Juan 17,20-26.

No ruego sólo por éstos, sino también por todos aquellos que creerán en mí por su palabra. Que todos sean uno, como tú, Padre, estás en mí y yo en ti. Que ellos también sean uno en nosotros, para que el mundo crea que tú me has enviado.

Yo les he dado la Gloria que tú me diste, para que sean uno como nosotros somos uno:
yo en ellos y tú en mí. Así alcanzarán la perfección en la unidad, y el mundo conocerá que tú me has enviado y que yo los he amado a ellos como tú me amas a mí.
Padre, ya que me los has dado, quiero que estén conmigo donde yo estoy y que contemplen la Gloria que tú ya me das, porque me amabas antes que comenzara el mundo.
Padre justo, el mundo no te ha conocido, pero yo te conocía, y éstos a su vez han conocido que tú me has enviado.

Yo les he dado a conocer tu Nombre y se lo seguiré dando a conocer, para que el amor con que tú me amas esté en ellos y también yo esté en ellos.»

Palabra del Señor

 ————————————–

Este evangelio es la continuación del evangelio del miércoles 15 de mayo de 2013, y en él, Cristo prosigue rogando al Padre por los suyos instantes antes de subir al Huerto de Getsemani, donde comenzaría la más terrible batalla contra Satanás por la salvación de las almas. En Getsemaní se produjo la victoria, y por medio de su Pasión y Muerte nuestra salvación.

 “No ruego sólo por éstos, sino también por todos aquellos que creerán en mí por su palabra. Que todos sean uno, como tú, Padre, estás en mí y yo en ti. Que ellos también sean uno en nosotros, para que el mundo crea que tú me has enviado.

 Cristo, no solo pedida por sus apóstoles, sino por su Santa Iglesia Católica y los católicos de todos los tiempos, para que se mantuvieran siempre fieles a la Verdad, transformando sus vidas por cumplir la Voluntad de Dios, y así, poder ser signos vivos del Reino de los Cielos en medio de un mundo cada vez más corrupto por el pecado.

 “Yo les he dado la Gloria que tú me diste, para que sean uno como nosotros somos uno:
yo en ellos y tú en mí. Así alcanzarán la perfección en la unidad, y el mundo conocerá que tú me has enviado y que yo los he amado a ellos como tú me amas a mí.”

 Cristo afirma claramente que únicamente manteniéndose unidos en la única Verdad se consigue la perfección. ¡Pero cuántos son los que afirman tener la verdad defendiendo ideas contrapuestas! ¿Cuál es esa Verdad que puede darnos la Vida Eterna?

 Proliferan en el mundo multitud de credos, religiones, razonamientos que afirman estar en la verdad. Todos y cada uno creemos que poseemos la verdad en nuestras vidas, y sin embargo vemos tantas discrepancias.

 ¿Es que acaso, como defienden muchos, no existe una verdad absoluta sino que cada uno tiene su propia verdad relativa a sí mismo?

 Pues evidentemente no, dos cosas opuestas y excluyentes no se pueden dar a la vez.

No puede haber un Dios y no haberlo a la vez, no puede haber un Cielo y un infierno para los que creen y el vacío para los que no, un niño en el vientre de su madre no puede estar vivo o muerto en función de lo que opine su madre, etc…  E incluso, no puede haber un Dios que se dedique a jugar al “Risk” con los ciudadanos del mundo, presentándose bajo diferentes formas y nombres y revelándoles “verdades”  totalmente opuestas para que se entretengan aniquilándose mutuamente.

 ¡Que no nos engañen más!

 Solo hay una Verdad. Solo hay un Dios, Uno y Trino, Padre, Hijo y Espíritu Santo, que creó el universo visible e invisible, que creo a los seres humanos con el objetivo de que participásemos en su Gloria, por su gran Amor. Sin embargo, nosotros, como las criaturas más rastreras, no hemos hecho otra cosa que injuriarle y traicionarle, para entregarnos en manos del enemigo y seguir sus falsas doctrinas, extendidas por el mundo con el único objetivo de apartar a la humanidad del único camino de la Salvación.

La Verdad revelada por Dios mismo desde el inicio de la creación y que encontró su culmen en la Venida de Jesucristo, Hijo de Dios y Dios nuestro, ha sido entregada por Cristo mismo a la Iglesia Católica que instituyó sobre sus apóstoles. Ella, es la única depositaria de la Verdad Salvífica, de modo que fuera de ella no exista salvación alguna posible.

 El camino que  lleva a la vida es tortuoso y difícil de encontrar, sobretodo en tiempos en los que la maraña de información, o mejor dicho, desinformación es tal, que las mentes saturadas y adaptadas a aceptar como verdadero lo que la mayoría opina, han dado por sentado que la fe no es más que una superstición.

 ¡Pobres almas perdidas!

¡Cuánto lloraran al darse cuenta que aquello que tanto criticaron y que tanto evadieron era lo único que podía salvarles, al descubrir que lo que ellos creían que era el mayor engaño de la historia era la única verdad en medio de un mundo de mentiras, al saber que Aquel al que negaron e injuriaron tantas veces es ahora quien decidirá su eternidad!

 Sin embargo, en ese momento, cuando vean a Dios cara a cara tras haber fallecido ya no habrá vuelta atrás, y su sentencia será definitiva e irrevocable.

 “Padre justo, el mundo no te ha conocido, pero yo te conocía, y éstos a su vez han conocido que tú me has enviado.”

 Lo que el mundo no quiso conocer aun cuando lo tenía al alcance, por gracia de Dios, unos pocos fueron capaces de encontrarlo y dejaron atrás todo lo que estorbaba para poder servir al Señor como se merece.

Para todos a los que el mundo odio por sacar a la luz una y otra vez los pecados de una sociedad corrupta, por levantar heridas y llenar de dolor las almas al destapar una vida llena de inmundicia, por remover las conciencias con su sola presencia al demostrar al mundo que se puede vivir de otra forma, que se puede amar y servir a Dios de todo corazón sin traicionarle una y otra vez, sin anteponer a El nuestros antojos personales, para estos valientes que supieron vivir contracorriente, el Señor tiene destinado un gran consuelo, y al contrario que todos los que renegaron de Él, en el juicio se verán exaltados y levantados sobre todos los demás, por haberse puesto del lado de Dios en un mundo entregado al demonio.

A esos fieles servidores de Cristo, que cumplen su Voluntad tal cual es y sin interpretaciones personales,  es está destinada la Gloria Eterna.

“Yo les he dado a conocer tu Nombre y se lo seguiré dando a conocer, para que el amor con que tú me amas esté en ellos y también yo esté en ellos.”

“Padre, ya que me los has dado, quiero que estén conmigo donde yo estoy y que contemplen la Gloria que tú ya me das, porque me amabas antes que comenzara el mundo.”
Que el Señor toque nuestras almas, abra nuestros ojos y cambie nuestros corazones para que podamos ver la Verdad, descubrir la grandeza del Señor oculta para aquellos que se creen sabios sin serlo, y poder así servirle cada segundo de nuestra existencia.

Anuncios

  • Espada del espíritu
  • RSS DEFENSA DE LA FE

    • LOS CATÓLICOS Y EL HALLOWEEN
      LOS CATÓLICOS Y EL HALLOWEEN Ante todos estos elementos que componen hoy el Halloween, vale la pena reflexionar y hacerse las siguientes preguntas: ¿Es que, con tal que se diviertan, podemos aceptar que los niños al visitar las casas de los vecinos, exijan dulces a cambio de no hacerles un daño (estropear muros, romper huevos […]
  • RSS MEDITACIONES MARIANAS

    • EL SECRETO ADMIRABLE DEL SANTO ROSARIO (24) – QUINTA DECENA – Rosa 42
      Quinta Decena:  De cómo debe rezarse el Rosario.   42a Rosa 119 Para rezar bien no basta expresar nuestra súplica con la más hermosa de las oraciones, que es el Rosario. Es preciso también hacerlo con gran atención. Porque Dios oye más la oración del corazón que la de los labios. Orar a Dios con […]
  • Todos los Santos
  • RSS SANTO DEL DIA

    • SAN SILVESTRE I, PAPA
      SAN SILVESTRE I, PAPA Vivió en una época de tan grande trascendencia histórica que, inevitablemente surgieron en torno suyo diversas leyendas y anécdotas sensacionales, como las que figuran en la obra «Vita beati Silvestri», pero sin valor como datos para los registros de la historia. En cambio, el Liber Pontificalis hace constar que era el […]
  • Sagrada Biblia
  • RSS EVANGELIO DEL DÍA

    • LECTURAS Y EVANGELIO MIERCOLES 31 DE DICIEMBRE 2014
      Lectura de la Primera Carta del Apóstol San Juan 2,18-21.  Hijos míos, ha llegado la última hora. Ustedes oyeron decir que vendría el Anticristo; en realidad, ya han aparecido muchos anticristos, y por eso sabemos que ha llegado la última hora.  Ellos salieron de entre nosotros, sin embargo, no eran de los nuestros. Si lo hubieran […]
  • DEVOCIONARIO
  • RSS DEVOCIONARIO

    • TE DEUM – INDULGENCIA PLENARIA 1 DE ENERO
      Originalmente publicado en Cruzada por Cristo: TE DEUM – INDULGENCIA PLENARIA 1 DE ENERO Se trata de un himno de alabanza compuesto en latín a comienzos del siglo V y atribuido a Nicetas de Remesiana y a San Ambrosio de Milán. Desde el siglo VI forma parte del Oficio Divino. La recitación del himno “Te…
  • TESTIMONIOS
  • RSS TESTIMONIOS

    • TESTIMONIO – Caí en falta, ahora asumo lo ocurrido.
      “Caí en falta, ahora asumo lo ocurrido y espero no perder lo más sagrado que es la salvación eterna.” “Desde que estabas en el seno materno, yo te llamé y te escogí para…” Dios sin merecerlo se ha fijado en mi y despues de años de ires y venires, arriesgando por Él me llamó a […]